martes, 22 de septiembre de 2015

LA BÓVEDA DEL FIN DEL MUNDO O Svalbard Global Seed Vault


La bóveda de semillas de Svalbard (Noruega), también conocida como la bóveda del fin del mundo es un búnker excavado en el permafrost nórdico diseñado para conservar, en caso de un gran desastre mundial, una reserva de semillas que garantice la reintroducción de especies vegetales extinguidas donde sea necesario.
La bóveda, que se abrió en el archipiélago noruego de Svalbard en 2008, está diseñada para proteger las semillas de cultivos de cataclismos globales como guerras nucleares o enfermedades.

El enorme depósito subterráneo cuenta con más de 860.000 muestras provenientes de casi todas las naciones, incluyendo a Irak y Corea del Norte. 



El arca de Noe vegetal o doomsday seed bank, llamado también bóveda del fin del mundo o depósito del apocalipsis, es una bóveda blindada destinada a contener semillas sobre el Mar de Barents, cerca del Océano Ártico, a unos 1.100 kilómetros del Polo Norte.



La bóveda blindada está construida al interior de una montaña sobre la isla de Spitsbergen, cerca del pequeño pueblo de Longyearbyen en el archipiélago noruego de Svalbard. .
El proyecto interesa también a Suiza que querría depositar parte de su patrimonio vegetal agrícola en lugar seguro.


Las tres cámaras blindadas

Las tres cámaras blindadas son la zona más segura de todo el complejo y las encargadas de preservar la biodiversidad vegetal del planeta. Aunque los tres almacenes en que está dividida la bóveda tienen capacidad para 2.000 millones de semillas, sólo el 25% de la primera cámara esta en uso, permaneciendo las otras dos completamente vacías.
El Banco Mundial de Semillas de Svalbard es una enorme despensa subterránea de semillas de miles de plantas de cultivo de todo el mundo.

Es el almacén de semillas más grande del mundo, creado para salvaguardar la biodiversidad de las especies de cultivos que sirven como alimento en caso de una catástrofe mundial.
Lo que ha sido definido como 'el depósito del Apocalipsis' es una de las más recientes creaciones del hombre capaz de resistir los cambios climáticos, las guerras nucleares y hasta la caída de asteroides..  

La guerra en Siria ha propiciado que se retiren las semillas del Banco Mundial de Semillas de Svalbard. 


Otra aportación de esta boveda es la proyección de los intereses geopolíticos y militares en juego en la zona en caso de un conflicto bélico que involucrase a China, Rusia y la Otan. Aunque la zona fue declarada como desmilitarizada por un tratado internacional de 1925, los autores del proyecto recuerdan que la marina nazi navegó y vigiló estas aguas durante la II Guerra Mundial y que se han comprobado actividades posteriores de los servicios de inteligencia de los EE UU y Rusia

Esta famosa bóveda 'del fin del mundo' fue construida en una ladera de montaña del Ártico para proteger el suministro de alimentos a nivel mundial en caso de un cataclismo global.

Las semillas, incluidas muestras de trigo, cebada y pastos adaptados a las regiones secas, han sido retiradas de la bóveda internacional 'del fin del mundo' en Svalbard por investigadores en Medio Oriente, según informa Reuters. El banco de semillas de Alepo ha mantenido el funcionamiento en parte, incluyendo un almacenamiento en frío, a pesar del conflicto. Sin embargo, ya no es capaz de mantener su papel como centro de cultivo de semillas y su distribución a otras naciones, principalmente en Oriente Medio.

El proyecto 'Svalbard Global Seed Vault', financiado por el gobierno de Noruega y mantenido por el Global Crop Diversity Trust, busca la "protección permanente de los alimentos del mundo" y para ello guarda en su interior una copia de cada una de las muestras de semillas de todo el planeta.


La intención es evitar "una futura pérdida de diversidad". Todas estos duplicados están en el interior de búnker, a medio camino entre la Noruega continental y el Polo Norte. Está construido para resistir el paso del tiempo y a los desastres naturales o a los provocados por el hombre.


La conservación de las semillas en la bóveda será un servicio gratuito, y los países que envíen sus muestras seguirán siendo siempre sus propietarios. Todos ellos podrán recurrir a las copias de repuesto que se conservarán en el búnker ártico siempre que una de las variedades desaparezca de su medio natural

Según explica 'Global Crop Diversity Trust' en su página web, esta bóveda "garantizará durante siglos millones de semillas representando cada variedad de cultivo importante disponible en el mundo hoy".

Fue construida entre 2007 y 2008, año
   en el que fue inaugurada.                      
La instalación se diseñó para
tener una vida casi “infinita”, es decir
 para que dure eternamente, ocurra
lo que ocurra.  
                         
Este proyecto nació ante el habitual estado de alarma de los científicos por la pérdida de la diversidad de los cultivos y la vulnerabilidad de las colecciones de semillas del mundo. La idea de establecer un centro de semillas en Svalbard se remonta a la década de 1980. Sin embargo, fue con la entrada en vigor del Tratado Internacional sobre los Recursos Fitogenéticos para la Agricultura y la Alimentación en 2004, cuando se convirtió en una posibilidad que llevar a la práctica.


La ubicación tiene en cuenta todos los 
escenarios conocidos, siendo impermeable
a la actividad volcánica, a los terremotos,
a  radiación y la crecida del nivel del mar,
y en caso de fallo eléctrico, el permafrost 
(capa de hielo permanentemente congelada) 


del exterior actuará como refrigerante natural.
Su uso es similar al de una caja de seguridad en un banco. El banco posee el edificio y el depositante posee el contenido de su caja. En el caso de esta bóveda de semillas, Noruega es propietaria de la instalación y los bancos de germoplasma que envían las semillas son dueños denéstas, no hay transferencia de propiedad.

Del mismo modo, el material almacenado no está disponible para los criadores. Las semillas se almacenan en lo que se conoce como acuerdos de "recuadro negro", lo que significa que los paquetes de semillas y cajas enviadas para su almacenamiento no se abrirán o no se envían a cualquier persona excepto al depositante original, en el caso de que éste se lo pida. Son los responsables de las semillas y nadie más puede tener acceso a ellas.

Su construcción a 130 metros sobre el nivel
del mar asegura que el suelo esté seco,
incluso si el nivel del mar crece
por el derretimiento de los casquetes polares.
Casi un millón de muestras registradas. «Los bancos de semillas actuales son muy vulnerables a potenciales desastres, y la biodiversidad vegetal es una cuestión demasiado importante como para dejarla desprotegida.

'Svalbard Global Seed Vault' le cuesta anualmente la Ejecutivo noruego unos 300.000 dólares, en los que colabora también la 'Global Crop Diversity Trust', que incluye empresas y fundaciones.

Por si estar construida en una de las islas más
remotas del mundo fuera poco, la instalación 
es una autentica fortaleza.
Se espera que a lo largo de los próximos años, la bóveda vaya llenando poco a poco sus estanterías metálicas, hasta albergar 4,5 millones de muestras de todo el planeta (en total, más de 2.000 millones de semillas). El enorme depósito subterráneo cuenta con más de 860.000 muestras provenientes de casi
Las puertas de acero blindadas y resistentes
a explosiones
, dan acceso a un hall a modo
de tubo metálico de 5 metros de diámetros
resistente a los movimientos de tierra y hielo.
todas las naciones, incluyendo a Irak y Corea del Norte.

Para garantizar la conservación de las semillas en las mejores condiciones posibles, un sistema de refrigeración artificial mantiene las cámaras donde se guardan las muestras a 18 grados bajo cero, la temperatura óptima para preservarlas.

Tras éste, deberemos recorrer 125 metros
de túneles hasta el cerebro del búnker
, la
primera sala de almacenamiento y custodia,
el Genebank
Este último también ayuda con la preparación, envasado y transporte de muestras. A su juicio, este proyecto es un "elemento esencial de un sistema racional y seguro para la conservación de la diversidad de cultivos"."Después de todo, todo buen sistema necesita una copia de seguridad", apunta.


No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada

TU COMENTARIO O SUGERENCIA NOS HARÁ CRECER

ECA PRODUCTORA Y MÁNAGER

ECA PRODUCTORA Y MÁNAGER
Productora de Eventos / Mánager de artistas